logo legrand

Segmentación de Canalizaciones

Las bandejas DLP han ido evolucionando y actualmente presentan una serie de innovaciones que satisfacen de mejor manera las distintas necesidades del cliente, dependiendo de su lugar de instalación.

Hace 30 años Legrand introdujo en Chile el concepto de canalización perimetral que antes no existía. Se trata de las bandejas DLP, caracterizadas por su flexibilidad, eficiencia y versatilidad.

La bandeja en general ha ido evolucionando, ofreciendo una mayor rapidez de instalación y una mejor adaptación a los requerimientos de la oficina en general. Para indagar más profundamente sobre los aspectos técnicos de los distintos segmentos de bandejas DLP, Germán Noziglia, Responsable de Capacitación del Grupo Legrand Chile, explica importantes puntos a considerar.

“Esto tuvo muy buena llegada en las oficinas, porque tradicionalmente solo habían estructuras fijas, no habían módulos o cubículos, entonces si se cambiaba el uso del lugar se cambiaba el cableado” inicia, agregando que “sin embargo, hay una serie de otras bandejas que son de uso mucho más específico sin ser tan conocidas en el mercado”.

Entrando en detalles, Germán Noziglia explica que en el sistema DLP hoy existe una segmentación de las canalizaciones según lugar de instalación, diferenciándose usos estándar, específicos y simplificados.

La bandeja DLP3 es de uso estándar. La DLP Snap-on en sinergia con la línea Mosaic, es de uso estándar pero de rápida instalación.
En usos específicos se tiene la bandeja DLP Antimicrobiana para ambientes de salud y de alimentos, la bandeja DLP Libre de Halógeno destinada a proteger equipos sensibles y la bandeja DLP Fluidos para equipos de aire acondicionado en general,
Finalmente se cuenta con DLP-S para usos simplificados.

Noziglia comenta que “las bandejas tienen un cuerpo en el que va una tapa, y sobre esta el enchufe; hoy en día esa tapa se aprieta con la mano y listo, antiguamente se requerían herramientas. Una de las grandes ventajas actuales es su rápida instalación y que cuenta con una serie de accesorios para enchufes, interruptores y enchufes industriales, que aunque sean más grandes igualmente se pueden poner en las bandejas, dándole una flexibilidad o adaptación a las modificaciones de los sitios aun mayor”.

La bandeja se ha ido adaptando a los requerimientos y actualmente es posible conectar video, data, conectores HDMI y cargadores USB. “Todo está hecho para que la bandeja los contenga, se puede transmitir electricidad y señales de audio, video y data, todo en la misma bandeja, lo cual es muy práctico”, destaca.

Estos mismos conceptos de “instalabilidad” explicados por el Responsable de Capacitación, se pueden llevar también a las otras bandejas de uso más especializado.

Si hablamos de la bandeja DLP Antimicrobiana, estamos hablando de una bandeja que elimina microbios, tal como su nombre lo dice. Tiene un tratamiento especial que permite que los microbios que caen en su superficie sean eliminados, entonces sirve para industrias como la de los alimentos, “en esta bandeja es posible instalar lo mismo que en una tradicional: enchufes, interruptores, etc., existiendo también compatibilidad con series de mecanismos antimicrobianos, como la serie Mosaic. Instalaciones hospitalarias como la UTI, UCI, quirófanos etc. son lugares idóneos para su uso” comenta.

Por otro lado, nos cuenta que su material es plástico, pero tiene un tratamiento químico que le da una propiedad antimicrobiana muy similar a la del cobre natural instalado en los pasamanos del metro.

El representante de Legrand agrega que “lo anterior está certificado por la norma internacional y esto ya es conocido en las licitaciones, no así por el público en general”.

Luego tenemos la bandeja DLP Libre de Halógeno, que nace principalmente como requerimiento para la protección de equipos sensibles y de alto costo. Sin embargo, por diversas razones, su uso también se ha extendido hacia los locales de reunión de personas ante el beneficio de que los usuarios de lugares de pública concurrencia no se vean expuestos a humos de mayor acidez.

Luego, se tiene la bandeja DLP Fluidos, y sobre esta el especialista explica que tiene un uso particular en los equipos de aire acondicionado tipo Split, donde estos tienen un difusor con una aleta y el motor afuera. “Hay una canalización entre el difusor y el motor por donde circula el aire, y eso tiene normas de cómo funcionar. Normalmente se toma la DLP estándar y se hace la instalación, pero no es la forma correcta y por eso Legrand creó la DLP Fluidos, que permite canalizar correctamente para evitar condensaciones, que la cañería se rompa, etc.”, su gran función es canalizar las cañerías que conectan el difusor con el motor.

La bandeja DLP Snap-on por su parte, presenta una solución destinada a los instaladores de bandejas, para que puedan hacerlo de manera más rápida porque generalmente luego de la instalación viene un trabajo de cableado, etc. “El interruptor va sobre un soporte y luego lleva una tapa, y el soporte debe ir atornillado a las tapas para que quede bien calzado. La DLP Snap-on supone que el módulo se enclipse directamente al cuerpo de la bandeja, ahorrando elementos y tiempo. Esta solución se da solo con la serie Mosaic y su principal beneficio es la rapidez de la instalación” explica.

La familia de bandejas DLP presenta las alternativas anteriormente descritas y segmentadas según las necesidades que presente el lugar donde sean requeridas. Así mismo, cada una adecúa sus características técnicas a modo de mantener los altos estándares de calidad y performance que los clientes exigen a un líder del mercado como lo es Legrand.